Morirás en Chafarinas 2

MORIRÁS EN CHAFARINAS 2

El secreto de Chafarinas.

Después del fallido intento de reconquistar la isla, se establece un breve periodo de tranquilidad, mientras ambas partes intentan negociar una salida a la crisis provocada por la intervención armadas de tropas insurgentes marroquíes, al mando del ya conocido general Ben Hassan.

Pero el verdadero interés del general marroquí no se centra tanto en el punto estratégico de las islas Chafarinas, puesto que ocupar las plazas de Ceuta y Melilla le hubieran supuesto una ventaja estratégica mucho mayor, pero más difícil de conseguir.

El mayor secreto jamás guardado por el estado Español queda ahora al descubierto, al confesar públicamente el presidente Rajoy, de la existencia en las islas de un ultra-secreto cementerio nuclear, con los desechos de plutonio de todas las centrales nucleares de España. Ni tan siquiera los soldados que habitaban la isla, tenían conocimiento de este complejo nuclear y a la postre peligroso, por lo altamente radiactivo.

Pues así están las cosas, los espías del general Hassan, dieron buena cuenta de lo que se iba a encontrar allí, y ahora tiene en su poder suficiente plutonio para construir una bomba “sucia”, lo suficientemente potente para destruir una ciudad pequeña como, Almería o Málaga y contaminarla radiactivamente por unos cuantos cientos de años.

Ben Hassan pide a cambio, que el gobierno de España, entregue  las plazas de Ceuta y Melilla a Marruecos o destruirá las dos ciudades antes mencionadas.

El plazo se acaba el 10 de marzo a las 00:00 horas.

Ahora mismo, hay un cerco naval rodeando las islas, pero no pueden intervenir en un ataque masivo por temor a una hecatombe nuclear.

La legión pues, tiene una nueva oportunidad, para desquitarse y conseguir con un ejército convencional, el dominio de la situación y desbaratar los malévolos planes del general Ben Hassan.

DESARROLLO DE LA PARTIDA

Retomamos la partida allí donde la dejamos. Con la base de Chafarinas en manos Marroquíes. El inicio de partida será igual que la primera parte, pero invirtiendo los papeles. Es decir, los legionarios atacan partiendo de su respawn y los moros defienden la base, con la salvedad de que pueden salir de la base e ir al encuentro del enemigo. En la base Chafarinas solo habrá un máximo de 10 jugadores, que tendrán que esperar 15 minutos desde el inicio de partida para recibir ayuda.

Entonces partirán el resto de tropas Marroquís desde su respawn, en auxilio de sus camaradas.

NOVEDADES

Dentro de la base de Chafarinas, estará la caja con el plutonio. Un soldado Marroquí estará a cargo de su custodia, si este soldado ve peligrar la base, puede salir y esconder el plutonio en cualquier parte del campo menos en su respawn, pero si es impactado, dejará el plutonio allí donde se encuentre, y otro jugador lo podrá coger, ya sea amigo o enemigo. Si el plutonio es recogido por las tropas Españolas, debe llevarlo hasta su respawn y desde ese momento ya no se puede volver a recuperar.

Cada objetivo conseguido por los españoles tiene su recompensa.

Inicialmente, el respawn de la legión será de 5 jugadores, por cada objetivo conseguido, se restará un jugador, hasta llegar a un máximo de 3, al igual que los marroquíes que su respawn será de 3 permanentemente.

El siguiente objetivo de las tropas españolas es encontrar la lanzadera de misiles y llevarla hasta su respawn, entonces se restará un jugador menos en el respawn. Una vez los misiles estén en el respawn, quedan fuera de juego.

Se mantiene el objetivo de capturar a los líderes, tanto el coronel de la legión como el general marroquí, pueden ser secuestrados y retenidos en algún lugar indeterminado del campo, menos en el respawn.

Habrá media parte para almorzar, si a la media parte no se consigue capturar los misiles, representará que la ciudad de Almeria a sido destruida y restaremos un punto. Si al final de la partida no se consiguen los misiles, la ciudad de Málaga, habrá caído también y se restará otro punto más.

Al final de la partida, el equipo que haya conseguido más objetivos, gana el juego.

Deja un comentario